Los socialistas han presentado una moción para que el consistorio condene los delitos de LGTBIfobia y, además, implemente medidas para combatir esta lacra.

El asesinato de Samuel en A Coruña al grito de “maricón” ha puesto el foco de la sociedad española en todo lo que queda por avanzar en normalización del colectivo. “Hemos comprobado que, desde el asesinato de Samuel, muchísimas personas ya hacen públicas agresiones homófobas tanto verbales como físicas; lo que a su vez nos ha hecho ser conscientes de la gravedad y la intensidad del problema: pensábamos que estábamos en una sociedad ya avanzada en ese aspecto, pero no es asíha lamentado el edil socialista Alexis Menéndez.

Es por ello que desde el PSOE afirman que las administraciones públicas y los cargos públicos tienen que ser firmes ante esto, “y denunciar con aplomo cualquier tipo de conducta homófoba”.

No podemos permitir o al menos normalizar que haya partidos como Vox en las administraciones públicas que, desde sus cargos públicos que todos pagamos, se recreen en discursos de odio, discriminatorios, homófobos, que dan pie a todo lo demás: agresiones o incluso asesinatos. Ese partido al que le están dando poder otros grupos políticos como el Partido Popular o Ciudadanos porque sin esa complicidad Vox no tendría esa fuerza o influencia; que no se olviden, porque son cómplicesha expresado.

Con esta moción no sólo solicitan condenar las conductas, agresiones o asesinatos homófobos, “incluyendo por supuesto los que salen de Vox. También solicitamos que se cree en Fuengirola un Plan Municipal de Diversidad Sexual, Familiar y de Género para trabajar en este sentido. ¿Se negaron PP, Cs y Vox a crear en Fuengirola un Consejo LGTBi como existe en otras administraciones? Bueno, pues trabajemos para solucionar este problema de la forma que sea. También solicitamos realizar una campaña municipal específica de sensibilización y educación contra los delitos de odio, así como un curso de formación específica en delitos de odio y en diversidad sexual y de género tanto para funcionarios como para la Policía Localha detallado el socialista.

Si no educamos, si no formamos, no normalizamos. Si no normalizamos, damos pie a la discriminación y, a su vez, a la homofobia; y esta, a las agresiones y los asesinatos. Es un problema grave real, no solo por este asesinato. Hay miles de agresiones físicas al año a personas del colectivo LGTBI por su orientación sexual, decenas de miles de agresiones verbales, discriminación, acoso, mobing laboral, escolar… Mil intentos de suicidios anuales y otros 50 que se consuman (principalmente niños desde los 8 años) y eso en España, un país que creíamos tan avanzado como el nuestro. No lo podemos consentir, tenemos que trabajar en ello; y trabajar es realizar políticas activas, no pasivas, como hace este equipo de gobierno, que hace lo mismo por el colectivo LGTBI que por las tribus indígenas del Amazonasha finalizado Menéndez.

Comparte: