Más de 17.000 alumnos y alumnas de la provincia de Málaga se han visto afectados por la brecha digital, uno de los grandes escollos a los que se han tenido que enfrentar las familias en el confinamiento.

 

La brecha digital se define como el obstáculo y la desigualdad que existen a la hora de acceder a la información, al conocimiento y la educación mediante el uso de las TIC” ha explicado la Portavoz de Educación del Grupo Socialista, Nuria Guevara.

Nuestro sistema educativo tiene el deber y la necesidad de garantizar la igualdad de oportunidades. Debemos apostar por la alfabetización digital no solo para los jóvenes, sino como elemento cultural y de unión familiar” ha manifestado. Y es que la moción que se va a presentar en el Consistorio trata de instar a las administraciones pertinentes (en este caso, la Junta de Andalucía) a preparar un plan de conexión educativa para situaciones límite como la vivida durante la pandemia actual. “Debemos contar con el sector educativo, quien más conoce las carencias sufridas y cómo subsanarlas”.

El 14% de los hogares con menores no posee ningún ordenador. El 5,3% de hogares con menores no cuentan con internet, elevándose al 13% en el caso de familias sin recursos. “Todos conocemos casos de familias donde solo existe un ordenador, que ha tenido que ser utilizado por padres o madres que se han visto abocados al teletrabajo. Esta brecha digital desemboca, por desgracia, en una brecha social que provoca desigualdad sobre la que debemos trabajar todas las administraciones en conjunto” ha resaltado.

Por su parte, el Portavoz del Grupo, David Álvarez, considera que debe haber “una respuesta compartida entre todas las administraciones para ir en pro de la igualdad de oportunidades. El máximo potencial del alumnado solo se conseguirá con calidad educativa, y eso implica tener previstas situaciones como la vivida”.

La alfabetización digital es el elemento imprescindible para luchar contra la brecha digital. Debemos apoyar la democratización de recursos para las familias y que la formación sea cosa de todos” ha recalcado, ahondando además en que “hay que trabajar en diseñar protocolos para que nuestro sistema educativo esté preparado para los retos que pueda deparar el futuro”.

Por último, ha instado al Ayuntamiento a hacer un registro de alumnos y alumnas que no hayan podido seguir con normalidad las clases por dificultades en el acceso a internet, para así aportar dispositivos o herramientas que garanticen el seguimiento de las clases virtuales.

Comparte: