Los socialistas han querido denunciar, un año más, la “pésima” gestión económica que se realiza con las subvenciones que se dan a Fuengirola Televisión desde el Consistorio.

La cadena local fuengiroleña es poco independiente económicamente. Solo el 8-10% de los gastos son cubiertos con ingresos propios; el resto se cubren con una subvención del Ayuntamiento de Fuengirola que supera con creces el millón de euros.

Pero hoy queremos incidir en la mala gestión de esa subvención. Una subvención que se le da para que la empresa no incurra en pérdidas y pueda afrontar los pagos de la televisión local, pero muy mal calculada, como llevamos diciendo añosha manifestado el concejal socialista Alexis Menéndez.

¿Por qué decimos esto? Porque subvenciona de más, de sobra, ¿y qué problema tiene eso? Pues que la empresa incurre en unos beneficios ficticios. Y eso tiene un doble problema: primero, que al subvencionar de más, se trata dinero que hay en una empresa pública sin uso cuando podríamos destinarlo a ayudas sociales o cualquier otra iniciativa municipal; y, en segundo lugar y más grave, es que la empresa incurre en beneficios ficticios y, por ende, tenemos que pagar impuestos por esos beneficios, un gasto enorme que tenemos que pagar todos los ciudadanos por una mala previsión de la subvenciónha explicado el edil.

Y lo cierto es que, en los últimos cinco años analizados, todos (a excepción de uno) ha ocurrido. En el 2016 fueron 88.000 de subvención de más, “lo que hizo que perdiéramos 22.000 euros en impuestos por falsos beneficios; en 2017, 125.000, y perdimos 32.000; en 2018, 200.000 de más, y perdimos 50.000; y en 2020, 117.000€ de más y perdimos otros 30.000. Es decir: en los últimos cinco años hemos subvencionado de más a la televisión local (por mala previsión del equipo de gobierno) más de medio millón de euros, lo que ha implicado perder en impuestos de falsos beneficios una cantidad de casi 150.000” ha lamentado.

Según los socialistas, esto ya no es solo una mala previsión de la cantidad a subvencionar, es una dejadez absoluta. “Mas allá de que nosotros lo avisamos ya hace años y el PP no nos hizo caso, es una subvención que se va dando cada mes. Se podría realizar un análisis económico de cómo va el año en otoño, a finales de año, para ver si se deja de subvencionar y que no se dé esta situación y no se hace. Si se subvenciona de más, y sobra dinero cuando podríamos dedicarlo a otra cosa, se pierde por tener que pagar un impuesto por falsos beneficios. Parece que a nadie le importa, solo es dinero público”.

Es una pésima gestión de las empresas públicas, es una dejadez alarmante. Esto si fuera dinero personal de los que gobiernan, seguro que esto no ocurriría, pero se ve que al ser dinero público, no hay tanta preocupación, si se pierde dinero, se pierdeha finalizado.

Comparte: