El Grupo Municipal Socialista, defiende que las plusvalías por herencia, en caso de vivienda habitual, son injustas ya que este impuesto impone un gravamen a un hecho que no conlleva una ganancia monetaria real, como para poder afrontar el pago de dicho tributo.

El concejal socialista, Alexis Menéndez, ha ofrecido hoy una rueda de prensa en la que ha dado a conocer las alegaciones presentadas a la modificación de la Ordenanza Fiscal Reguladora del Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana también conocido como “plusvalías”.

Explicaba Menéndez, “Dentro de esta ordenanza se especifica que el fallecido debe estar empadronado en la vivienda para que los herederos puedan beneficiarse de la bonificación del 95% de este impuesto, pero este supuesto, deja muchas casuísticas excluidas, supuestos en los que los herederos, posibles beneficiarios de esta bonificación (descendientes, adoptados, los cónyuges y los ascendientes y adoptantes) que son los sujetos pasivos de este impuesto, si estén empadronados en dicha vivienda y para ellos sea la vivienda habitual. En cambio, estamos bonificando otros casos como, una persona cuyos hijos se han emancipado hace años y viven en otros municipios, no en la vivienda de su padre donde ya sólo residía él, y cuando éste fallece, se les bonifica el impuesto a estos hijos, a pesar de que ésta no sea su vivienda habitual.”

En la propuesta socialista, se hace referencia que la bonificación sea efectiva siempre que en la vivienda se encuentre empadronado uno de los herederos (descendientes, adoptados, los cónyuges y los ascendientes y adoptantes), ya que, cuando una persona hereda una vivienda de, por ejemplo, sus padres, y en ella aún reside uno de sus hermanos, esta persona no puede hacer uso de la misma, ni obtener rentabilidad económica.

“Desde este Grupo Municipal, seguiremos luchando por defender la vivienda habitual de los vecinos y vecinas de nuestro municipio, porque no es justo que una persona pueda perder su vivienda por no poder hacer frente a un impuesto desmesurado por heredar un bien del que no obtendrá rentabilidad ninguna. Esperamos que el Equipo de Gobierno y resto de Grupos Municipales, no hagan oídos sordos a esta propuesta que beneficiaría a todos los fuengiroleños y fuengiroleñas.” Finalizaba el edil.

Comparte: